Invierno


.....He reducido el mundo a mi jardín y ahora veo la inmensidad de todo lo que existe...........
José Ortega y Gasset

En el verano de 2005 empezamos a construir este jardín, con la intención de crear un espacio lleno de naturaleza donde sentirnos a gusto y compartir con los nuestros.

Este blog nace en 2010 con la misma intención, compartir el jardín y una afición que me apasiona. LLeva el nombre de mi madre porque fué la linda y hermosa flor que lo inspiró y porque siempre la llevo en mi corazón

martes, 18 de junio de 2013

Las flores del Liriodendro.

Liriodendron tulipifera




 Hará unos ocho años que plantamos este árbol en el jardín, llamó mi curiosidad cuando lo vi por primera vez en un parque de Oviedo. Me sorprendió entonces la forma de sus hojas y el amarillo otoñal que lucía entonces, un amarillo dorado increible. Así que busqué un ejemplar pequeño en un vivero y lo plantamos con apenas metro y medio de altura y un grosor en el tronco de apenas dos centímetros.


Hoy  descubrí sus flores que desarrolla esta primavera por primera vez ya que los ejemplares jóvenes no florecen, así que todo indica que nuestro pequeño arbolillo ya es un adulto.


El nombre de su especie le viene dado por la forma des sus flores que asemejan  mucho a los tulipanes.
Uno de sus nombres comunes es Tulipero de Virginia, ya que procede de la costa este de los Estados Unidos.


Sus flores verdosas con una franja anaranjada muy visible son muy ricas en néctar .

Así estaba su copa esta tarde cuando descubrí sus flores.... menuda sorpresa!


Es un árbol de crecimiento bastante rápido, calculo que este puede alcanzar ya los ocho o diez metros y teniendo en cuenta que ha sufrido un invierno la rotura de su copa, no está nada mal.



 Siempre me gustó mucho pero desde luego ahora con sus flores es otro atractivo añadido!

Muy aconsejable en cualquier estación.



5 comentarios:

  1. Margó, esta precioso. En marzo sembré uno tiene como dos metros y medio de altura, aunque las hojas las tiene pequeñas, espero que algún día se ponga como el tuyo. Un beso.

    ResponderEliminar
  2. No lo dudes, ya ves que rápido crece, aunque fué un árbol muy guapo aún con pequeño tamaño, en un par de años se te pondrá frondoso. Este tenía las hojas más pequeñas, pero a medida que creció el árbol creció también el tamaño de sus hojas..
    un abrazo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Teresa, acabo de leer que efectivamente el tamaño de las hojas depende del tamaño del árbol. Es una pena porque las pequeñas tienen la forma más pronunciada y son presiosas, pero tienen también mucho encanto ahora.
      un beso

      Eliminar
  3. No conozco esta especie y es realmente muy bonita ¡qué flores tan preciosas hace!
    Un besito, Margó.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo no sabía la especie tampoco hasta ahora Montse, no estaba del todo segura que un día florecería.. me pasó también con el Prunus lusitánica, fueron dos tremendas sorpresas, al ser ejemplares jóvenes los conoces desde la niñez jeje y vas viendo como cambian y se comportan.. es todo un regalo.. ahora el año próximo ya los estaré esperando!!
      un beso!!

      Eliminar