Invierno


.....He reducido el mundo a mi jardín y ahora veo la inmensidad de todo lo que existe...........
José Ortega y Gasset

En el verano de 2005 empezamos a construir este jardín, con la intención de crear un espacio lleno de naturaleza donde sentirnos a gusto y compartir con los nuestros.

Este blog nace en 2010 con la misma intención, compartir el jardín y una afición que me apasiona. LLeva el nombre de mi madre porque fué la linda y hermosa flor que lo inspiró y porque siempre la llevo en mi corazón

lunes, 19 de agosto de 2013

Hibiscus syriacus ( Hibisco, Rosa de Siria o Altea)


Esta primavera ha cumplido nueve años
este arbolillo de Hibisco que mi madre 
consiguió de un esqueje.
Me gusta su forma y nunca lo hemos
podado, pero ya va siendo hora, si queremos
que se tupa un poco y aumentar la floración.
Será la próxima primavera ya
que sus flores salen de las ramas del
mismo año.


Me gustan los Hibiscos de flores sencillas porque
las dobles  no llegan a abrir y a veces se
estropean sin haberse formado del todo.


Las hojas son de un verde algo amarillento
más acentuado en primavera,
pasando a oscurecer en el verano.
Es un arbusto de hoja caduca y hay numerosos 
cultivares, sobre todo predominan los
azules, rosas y blancos como el nuestro.

Donde se pueden encontrar muchos más
colores es en la especie sinensis, pero
son más delicados, de hoja perenne
y prefieren el clima del sur.

Es un arbusto que está ahora
en plena floración y que en 
Asturias te encuentras por todos
los rincones, cada uno con su
encanto particular.



2 comentarios:

  1. Tienes toda la razón.
    Nosotros tenemos un Hibisco de flores dobles y al final la mitad acaban en el suelo sin llegar a abrirse.

    Me encanta las flores de tu Hibisco. Son preciosas, quizá porque son sencillas.

    Un saludo

    ResponderEliminar